Para no olvidarlo copo a copo, como nieve de primavera bajo el sol

21 gramos

21 gramos

El domingo fui a ver 21 gramos la película del mejicano Alejandro González Iñárritu con Sean Penn, Benicio del Toro y Naomi Watts.

«Dicen que todos perdemos 21 gramos en el momento justo de morir…todos.»

Eso es lo que plantea esta película, qué son esos 21 gramos? el alma? la vida? la muerte? merece la pena sufrir por 21 gramos? merece la pena vivir por el peso de una chocolatina?

No se si esa creencia es cierta, pero lo que sí es cierto es que viendo y sufriendo con esta película pierdes unos cuantos gramos, y no me refiero solo a la cantidad de mocosidad que irá a parar a nuestros pañuelos.

21 gramos trata sobre las vidas de tres personas completamente diferentes, un profesor universitario, una ama de casa y un ex-presidiario obsesionado por la religión, que se cruzan en un momento determinado por culpa de un accidente de tráfico y comparten de maneras muy diferentes el dolor que eso les ocasiona.

Christina (Naomi Watts) pierde a su marido y a sus dos hijas en un accidente de tráfico provocado por el coche conducido por Jack (Benicio del Toro). Paul (Sean Penn) un enfermo en lista de espera para un transplante de corazón recibirá el corazón del marido de Christina.

Partiendo de esta historia dramática, de una fotografía genial, de una música perfecta, del uso de la steadycam para introducir al espectador en el centro mismo de la acción – en ocasiones parece un documental – así como del montaje de la película con flashbacks entre las tres historias acercándolas en ocasiones y alejándolas en otras, Iñárritu crea una película perfecta, cargada de sufrimiento y de emociones, que no dejará indiferente a nadie.

Además de la fotografía, el montaje, el guión y la música, la gran baza de la película son las interpretaciones de todos los actores. Naomi Watts está espléndida y por eso está nominada al Oscar a la mejor actriz. Benicio del Toro está asquerosamente genial y también está nominado al Oscar al mejor actor secundario. Sean Penn también consigue una de las mejores interpretaciones de su carrera y también estaría nominado al Oscar por esta película si no lo estuviera ya por Mystic River. Tampoco se queda fuera de esta lista Melissa Leo, que interpreta magistralmente a la mujer de Jack (Benicio del Toro).

En resumen, una excelente película, que recomiendo a todo el mundo. Un consejo para aquellos más sensibles, llevad una buena provisión de pañuelos, para los expertos en dramones, disfrutad con éste.

Si quieres saber más cosas sobre la película puedes ver su web oficial, con la que puedes estar horas escuchando el loop de sonido sin cansarte y sin notar que se repite.